lunes, 3 de mayo de 2010

Casa asaltada por intruso excéntrico, devoto y botánico


Penny Williams estaba tan tranquila a eso de las seis de la tarde, sentada en la parte de atrás de su casa de Elizabethton, Tennessee (EE.UU.) cuando oyó que la puerta delantera se abría y alguien entraba en casa. Extrañada, fue a mirar quién había llegado.

Su sorpresa fue mayúscula cuando vio a un tipo desconocido, un intruso, que estaba leyendo la Biblia de Williams mientras sostenía una maceta.

Desconcertada y a la vez aterrada (no se le escapaba que el tipo era un loco) procedió a echar al tipo de su casa. No lo consiguió, pero volvió a la parte trasera de su casa, desde donde podía llamar a la policía y ver qué estaba haciendo el intruso.

El loco estuvo “trasteando” un poco por la casa y, finalmente, salió. Según cuenta Williams, el “buen” señor comenzó a sacar las plantas del jardín de sus macetas e intentó plantarlas en el suelo.

Cuando llegó la policía se encontró a Michael Gordon Vest, que así se llamaba el loco, continuando con sus labores botánicas. Los policías amablemente le pidieron que les acompañara, a lo que no se negó. Cuando la sueña de la casa salió de casa para ver cómo se llevaban al intruso observó algo extraño en este: llevaba unas gafas y unas botas que pertenecían a Penny.

Penny, por fin podía respirar tranquila mientras veía alejarse el coche patrulla… pero, de vuelta a casa, observó aterrorizada una cosa: Michael había dejado unas afiladas tijeras junto a la puerta. Y no solamente eso: la Biblia tenía, de manera blasfema, la portada arrancada.

¿Se trataba entonces de un loco que quería ver a Dios entre las flores?, ¿de un demonio estresado que necesita unas vacaciones?, ¿de un ángel caído atontado por el golpe después de caer en plancha desde tantos kilómetros de altura? No lo sabemos, pero sí podemos aventurar lo que pensó Penny: que a partir de ese mismo momento cerraría la puerta principal de su casa con llave… como hacen todos los vecinos, ¡hombre ya!

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada